• Buscar
×

Arrugas y sol

Arrugas y sol

Las arrugas son esas líneas o pliegues que aparecen en el rostro, sobre todo a partir de los 40 años, a causa del envejecimiento de la piel y de otros factores externos como el sol. Por eso, la exposición al sol sin la protección adecuada puede aumentar tus arrugas antes de tiempo.

Índice

¿Por qué aparecen las arrugas?

Las arrugas son resaltos o pliegues propios de la piel que se van acentuando a medida que vamos envejeciendo. Estas arrugas son de diversos tipos:

- arrugas estáticas: son los pliegues naturales de la piel que vienen marcados desde el nacimiento según la forma y tipo de rostro, pero no se notan hasta que va pasando el tiempo.

- arrugas dinámicas o de expresión: aparecen a causa de los movimientos faciales repetitivos y comienzan a notarse desde los 25 años.

- arrugas gravitatorias: se producen como consecuencia del proceso de envejecimiento, por lo que suelen hacerse más evidentes a partir de los 40 años.

- arrugas mixtas: aparecen a causa del envejecimiento, los movimientos faciales y otros factores externos.

Como se puede ver, aunque el origen de estos 4 tipos de arruga sea diferente, todas se van marcando más con el paso del tiempo debido al envejecimiento de la piel que hace que produzcamos menos colágeno, la proteína más abundante de nuestro cuerpo, por lo que las arrugas se vuelven más pronunciadas. Además, la actividad de las glándulas sebáceas disminuye, lo que reseca la piel, aumentando las arrugas.

También los cambios hormonales que llegan con la menopausia acentúan este proceso, puesto que los estrógenos, principal hormona sexual femenina que reduce sus niveles al llegar a esta etapa, mantener la elasticidad e hidratación de la piel por lo que, al ir descendiendo sus niveles, la piel se vuelve más frágil y seca.

Sin embargo, aunque el paso de los años marque la aparición de las arrugas, es indudable que no todas las mujeres presentan las mismas arrugas con 40 o 50 años, por lo tanto, tiene que haber más factores que expliquen la aparición de las arrugas. Entre estos factores encontramos la genética, el estilo de vida, el cuidado diario de la piel y, por supuesto, el sol.

¿Por qué el sol provoca más arrugas?

¿Sabías que la piel tiene memoria? Así es, la piel recuerda todos los daños causados, por lo que la exposición prolongada al sol desde la niñez puede traer serias consecuencias en la edad adulta. Y es que el sol reseca la piel y aumenta el riesgo de tener manchas o arrugas ya que destruye las fibras de colágeno y elastina y las células que las fabrican, los fibroblastos, por lo que hay que cuidarse del sol toda la vida.

Existen tres tipos de radiación ultravioleta (RUV) y cada una ofrece un riesgo determinado. El tipo A o UVA, está directamente relacionado con el envejecimiento cutáneo y la aparición de arrugas; el UVB, ocasiona quemaduras solares y aumenta el riesgo de cáncer de piel así como de cataratas en los ojos; y el UVC, que es el más nocivo de todos y que, afortunadamente, no llega a la piel gracias a la capa de ozono (por eso es tan importante protegerla).

También hay que evitar o limitar la exposición a las cabinas de rayos UVA, ya que la radiación solar artificial puede ser igual o peor de mala para la piel.

¿Cómo evitar las arrugas del sol?

- Usa una crema hidratante o base de maquillaje con factor de protección solar para proteger tu piel de los rayos del sol todo el año.

- Cuando vayas a ir a la playa, la piscina o la montaña, aplícate una crema de protección solar al menos 20 minutos antes para que pueda penetrar en la dermis y así hacer efecto desde el principio.

- Usa un protector solar de 30 a 50 FPS en cuerpo, cara y labios.

- Renueva la crema solar después del baño o cada 2 horas, pues la acción de fotoprotección se pierde y, si pasas mucho tiempo al sol, dejarías de estar protegida.

- Evita la exposición al sol en las horas centrales del día, de 12 a 17 horas, pues es cuando los rayos UVA y UVB más inciden.

- Usa sombrero de ala ancha y gafas de sol para protegerte aún mejor de sol.

- Acude con regularidad a tu profesional de la medicina o dermatología para controla la evolución de las pecas y lunares que pueden indicar la aparición de un cáncer de piel.

- Cuida tu piel a diario usando una crema hidratante con textura rica que evite la sequedad de la piel que potencia la aparición de las arrugas. No te olvides de las zonas más delicadas, como el contorno de los ojos y de los labios, usando productos específicos para.

- Evita los productos con alcohol (tónicos, geles...) porque resecan la piel y favorecen las arrugas.

- La hidratación interna es fundamental para evitar la sequedad de la piel, así que bebe al menos 2 litros de agua diarios.

- Sigue una dieta equilibrada rica en vitaminas y minerales que cuidan la piel (vitamina A, E, C) y evita adelgazar de manera brusca, ya que eso puede hacer que tu piel quede descolgada. Evita la sal y el azúcar.

- Evita el tabaquismo y el alcohol, sustancias que envejecen la piel al frenar la formación de colágeno y dificultar la oxigenación de las células.

- Reduce el estrés de tu vida, ya que no es bueno para la salud de la piel.

Fuente:

Saber Vivir: https://www.sabervivirtv.com/dermatologia/por-que-salen-arrugas-como-combatirlas_1153

Clínica Mayo: https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/wrinkles/diagnosis-treatment/drc-20354931

Redacción: Irene García

¿Te ha gustado? 0

También te puede interesar