• Buscar
×

¿Cómo saber si tienes arrugas?

¿Cómo saber si tienes arrugas?

¿Has empezado a notar pequeñas arrugas en tus ojos o tu boca que no desaparecen al dejar de sonreír o fruncir el ceño? ¿No sabes seguro si ya tienes arrugas? ¿Todas las arrugas son iguales y aparecen por el envejecimiento?

Índice

¿Qué son las arrugas?

Las arrugas son líneas y pliegues que se forman en la epidermis como resultado de la acción de los músculos faciales que movemos a diario al gesticular y que se agravan con el paso de los años a causa de la pérdida de colágeno y elastina en la dermis por el envejecimiento.

Cuando pensamos en arrugas, nos imaginamos a una adorable abuelita de 80 años llena de pliegues en su rostro y manos, pero lo cierto es que algunas arrugas comienzan a notarse a los 20 años. Y es que no hay un solo tipo de arrugas:

1- Arrugas estáticas: vienen marcadas por el nacimiento y la genética según los pliegues naturales de la piel de cada mujer, aunque no comienzan a verse hasta pasados unos años.

2- Arrugas dinámicas o de expresión: son aquellas que aparecen a causa de los movimientos faciales repetitivos, como fruncir el ceño, entrecerrar los ojos, sonreír y fruncir la boca. Cada vez que realizamos el mismo movimiento con uno o varios músculos se va produciendo unas líneas que va quedando marcada en el rostro en forma de arruga de expresión. Comienzan a surgir en torno a los 25 años.

3- Arrugas gravitatorias: se producen como consecuencia del proceso de envejecimiento, por lo que suelen hacerse más evidentes a partir de los 40 años.

4- Arrugas mixtas: aparecen por acción de la gravedad, los movimientos faciales y el envejecimiento, además de la acción solar.

Síntomas de las arrugas

Como hemos visto, todos tenemos arrugas cuando hacemos ciertos gestos faciales, pero estas desaparecen al hacer lo propio el gesto. Sin embargo, a partir de los 25 años las arrugas dinámicas, también conocidas como líneas de expresión, comienzan a marcarse siempre, es decir, aunque dejemos de sonreír, las arrugas causadas por la sonrisa se siguen notando.

Y, a medida que cumplimos años, a estas arrugas dinámicas se unen las gravitatorias y las estáticas, por lo que es normal que, con más de 40 años, notes cómo tu rostro se va notando de pequeñas arruguitas por la frente, alrededor de los ojos y la boca, en el cuello… aunque el hecho de tener más o menos arrugas depende de la genética, el cuidado de la piel desde los 20 años, la exposición al sol, la grasa que tengas, hábitos como fumar, etc.

Las arrugas suelen ser fáciles de diagnosticar en medicina, no hay más que mirarse a la cara con gesto neutro, sin hacer ninguna mueca y fijarnos si tenemos esos surcos o pliegues en alguna zona. Y es que cuando somos jóvenes, nuestros músculos tienen mucha fuerza y son capaces de volver a su poción inicial después de gesticular, pero con el paso de los años, esa capacidad se va perdiendo y se convierte en una arruga que se marca incluso estando en reposo. Primero es una línea, después se convierte en un surco y finalmente en cicatrices profundas. Si estando tu cara en reposo notas esas líneas, sobre todo alrededor de los ojos (las famosas patas de gallo), es que tienes arrugas.

¿Se pueden prevenir las arrugas de expresión?

Ahora que tienes claro que tu rostro ya presenta arrugas, no te vengas abajo, es algo normal que, además, se puede prevenir con una serie de consejos.

- Protege tu piel del sol. Limita el tiempo que pasas al sol, especialmente al mediodía, y usa siempre crema solar protectora de al menos factor 15, aunque mejor si es 30, gafas de sol y gorro de ala ancha. El sol es uno de los agentes externos que más perjudican nuestra piel. Aplícate abundante cantidad de protector solar, y vuelve a aplicarlo cada dos horas, o con más frecuencia si estás nadando o transpirando.

- Humedece tu piel a diario. La piel seca arruga las células turgentes de la piel, lo que puede provocar líneas delgadas y arrugas prematuras. Por eso, debes usar a diario una crema hidratante que ofrezca humedad a tu piel.

- No fumes. Fumar causa arrugas prematuras y difíciles de eliminar.

- Sigue una dieta saludable rica en vitaminas como la vitamina A o la vitamina E y minerales que puedes encontrar en las frutas y verduras y bebe al menos dos litros de agua al día para mantenerte también hidratada por dentro.

- Ejercita tus músculos faciales para mantenerlos en forma y evitar la aparición prematura de arrugas. Para ello, puedes hacer diversos ejercicios de gimnasia facial como levantar las mejillas formando una O, levantar las cejas, estirar la papada, etc.

Y si ya han aparecido las arrugas pasados los 40 años… ¿hay tratamiento?

Hoy en día existen muchos tratamientos en el campo de la dermatología y la cirugía estética que permiten suavizar o incluso eliminar las arrugas. Los más utilizados son:

- Inyecciones de bótox (toxina botulínica): consigue frenar y relajar los movimientos repetitivos que causan las arrugas dinámicas.

- Relleno de ácido hialurónico, también muy efectivo para las arrugas estáticas y las gravitatorias.

- Blefaroplastia o cirugía de párpados, que corrige las bolsas y el exceso de piel en la zona.

- Estiramiento facial, un procedimiento quirúrgico que puede darle al rostro un aspecto más juvenil al estirar y eliminar las arrugas.

- Peeling cosmético con láser.

- Radiofrecuencia. 

Fuente:

Clínica Mayo: https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/wrinkles/symptoms-causes/syc-20354927

Redacción: Irene García

¿Te ha gustado? 0

También te puede interesar