×
  • Buscar

¿Por qué salen calvas?

¿Por qué salen calvas?

La alopecia de las mujeres está caracterizada por una pérdida de densidad capilar en las zonas más visibles del cuero cabelludo, que suelen ser la parte delantera y la superior. Sin embargo, hay que tener en cuenta que la pérdida de cabello en la mujer es muy infrecuente que progrese, al menos que lo haga hasta la calvicie total, algo diferente por completo si le sucede al hombre que se puede quedar calvo perfectamente. Aunque no es lo mismo una alopecia normal que la aparición de calvas. ¿Por qué aparecen calvas en las mujeres?

Índice

 

¿Qué es la alopecia areata?

La alopecia areata es cuando lo que aparecen en la cabeza de la mujer son calvas. La alopecia areata es una enfermedad producida por varios factores. Existen algunos antecedentes familiares en un 20% de los casos y factores de origen psicológico como la ansiedad o el estrés que también van a poder afectar a este tipo de alopecia. No obstante, se debe tener en cuenta también que existen otras enfermedades asociadas a este tipo de alopecia como son el asma, la rinitis alérgica, la dermatitis, las enfermedades tiroideas o la diabetes juvenil, que pueden incrementarlo. Pero se trata de una enfermedad poco frecuente porque suele afectar al 1,7% de la población.

Pero ¿qué dicen los expertos? Pues bien, ellos alertan sobre la incidencia de la polución ambiental y el estrés en la alopecia femenina y también de las graves consecuencias emocionales derivadas de la caída del cabello. Es cierto, no obstante, que la alopecia ha sido siempre (parece ser) una cosa de hombres. De hecho, en su gran mayoría de lo que se sigue hablando día a día es de calvos y no de calvas. Sin embargo, si nos detenemos un minuto a mirar el cabello de alguna mujer podremos observar, efectivamente, algunas calvas entre una cantidad de pelo normal. ¿Por qué?

La alopecia femenina puede en un principio parecer algo similar a la alopecia masculina. Sin embargo, esta es algo diferente al menos en cuanto a desarrollo. De hecho, bastará con observar a unos y a otros. Mientras los hombres suelen perder habitualmente cabello en la zona de las entradas y la coronilla, las mujeres, sin embargo, sufren una pérdida algo más difusa en el área superior y normalmente lo que mantienen es la línea frontal.

Pero ¿a qué es debida esta alopecia en las mujeres?

Las causas de la alopecia en las mujeres son bastante variadas. Debido a los desequilibrios hormonales que se producen tras la menopausia, con un descenso de los estrógenos y un aumento de la presencia de andrógenos, se produce un aclaramiento o una caída de cabello en mujeres mayores de 60 años. También es algo normal que la caída inusual del cabello se produzca después del parto.

Pero efectivamente la genética también cuenta aquí como un factor bastante importante y desencadenante en cuanto a alopecia femenina se refiere. De hecho, son más propensas a esta aquellas mujeres con antecedentes familiares ya sean masculinos o femeninos. También otros factores fisiológicos que podrían estar ocasionando perfectamente esa caída tan abundante y repentina en algunos casos del cabello. Uno de los motivos, por ejemplo, puede ser el mal funcionamiento de las glándulas tiroideas. Da igual, en este caso, que se trate de hipertiroidismo o de hipotiroidismo pues en ambos casos inducen un aumento o descenso de la tiroxina que va a provocar que el pelo se haga mucho más fino y caiga finalmente. En el caso de que la mujer tenga ovarios poliquísticos también es posible que se sufra una pérdida anormal de cabello.

¿Los factores medioambientales también afectan?

Así es, es importante saber que existen otros factores medioambientales que van a poder originar el debilitamiento del cabello y caída. Algunos son:

- el estrés

- la contaminación

- la mala alimentación

- fumar

- una higiene capilar deficiente

- y la agresión continuada con determinados productos de peluquería

¿Cómo tratarla esta alopecia en mujeres?

Hay distintos tipos de tratamiento, pero lo que tienen claro los expertos es que cuanto antes se empiece a tratar la enfermedad, mejor. Hay que tener en cuenta que, si en muchos casos son los hombres los que todavía hoy sufren con su alopecia, en el caso de las mujeres ese sufrimiento se incrementa de manera exponencial. Además, este puede suponer el comienzo de un círculo vicioso en el que la alopecia va a generar ansiedad y esa misma ansiedad puede provocar alopecia.

Si, sin duda, ese impacto psicológico de la alopecia en la mujer es mucho más importante que en el hombre. Por desgracia, no existen muchos tratamientos. Actualmente encontramos un fármaco que parece tener algún efecto. Se trata del minoxidil, una dilución del 2%. Se debe aplicar este producto de manera regular sobre el cuero cabelludo para evitar en la medida de lo posible que el pelo siga cayéndose. Sin embargo, los resultados no son tan esperados. De hecho, solamente una de cada cinco mujeres que utilizan este fármaco obtiene una mínima recuperación de densidad capilar. ¿El otro problema? Que si se deja de utilizar el producto el pelo vuelve a caerse.

¿Y qué pasa si el problema es de índole hormonal?

Cuando la caída de pelo es debido a las hormonas, la terapia hormonal de sustitución de la menopausia o de la píldora anticonceptiva en otras situaciones sí podría permitir evitar dicha alopecia. No obstante, existen otros productos distintos como la cimetidina o el ketoconazol que suelen comenzar a utilizarse cuando el resto de tratamientos no dan el resultado esperado, aunque no está totalmente probada su efectividad. De hecho, es bastante discutida todavía por muchos expertos.

Otra opción de tratamiento es el implante autólogo del cabello, pero hay que tener claro que esta opción de tratamiento solo deberá realizarse cuando se tiene la seguridad de que no se va a caer. En el caso de las mujeres, por ejemplo, existe un problema añadido y es que la alopecia femenina se caracteriza por un aclaramiento general del pelo. En este caso, por tanto, resulta bastante complicado obtener unidades foliculares adecuadas para el trasplante ya que muchas de ellas no suelen prosperar demasiado.

¿Te ha gustado? 0

También te puede interesar