¿Cada cuánto hay que lavarse el pelo?

En Belleza
Ducha diaria
Comparte en:

Probablemente hayas escuchado alguna que otra vez a tu madre decirte que tienes el pelo limpio y que no hace falta que te lo laves tanto. Sin embargo, con frecuencia encontramos a personas que lo lavan casi todos o todos los días con el fin de sentirse más limpias consigo mismas y lucir así una melena bonita siempre. Pero esta obsesión con la limpieza y el continuo uso de diferentes productos que “ayudan a sentirse más limpio”, perjudica gravemente nuestra salud.

Lo que sucede es que nuestro sistema inmunológico se debilita de manera progresiva cuando eliminamos de nuestro organismo tanto las bacterias “malas” como las “buenas”, además de provocar de manera casi inconsciente que las bacterias se acostumbren a los productos utilizados con regularidad haciendo que tengamos que usar productos cada vez más fuertes.

También es frecuente encontrarse a personas que lo lavan casi a diario por miedo a su caída. Debemos saber que esto es algo totalmente erróneo, y que ningún producto cosmético provoca que se caiga más el pelo ni se produzca calvicie. La alopecia es una enfermedad que produce la pérdida anormal del cabello, pero en la que no influye un determinado tipo u otro de champú, puesto que cuando esta se desarrolla el problema se encuentra en la raíz del folículo, situada cinco milímetros por debajo del cuero cabelludo. Por lo tanto, es imposible llegar hasta allí con el uso de algún tipo de cosmético capilar o jabón líquido.

Otro mito frecuente relacionado con el lavado del cabello es el siguiente: ¿Cuántas veces hemos escuchado decir que lavar el pelo con más frecuencia, provoca mayor cantidad de grasa? La respuesta es muchas. Sin embargo, esto no es cierto. La cantidad de grasa está determinada hormonalmente y no tiene relación con la poca o mucha frecuencia de los lavados.

Muchos expertos coinciden en que el mayor o menor número de veces que te laves el cabello depende en su totalidad del tipo de pelo que tengas y que además no debes de preocuparte por la frecuencia en la que lo haces. Algunos consideran que no es recomendable lavar el pelo a diario puesto que podemos dañar su pH e irritar a su vez el cuero cabelludo, por eso, normalmente, la frecuencia recomendada entre cada lavado es de tres días, pero como decíamos anteriormente, depende de cada tipo de cabello. Otros, consideran que para ciertos tipos de cuero cabelludo lavarlo a diario beneficia la regeneración celular.

En el caso de tener el pelo seco, puedes llegar a aumentar el intervalo ya que no será tan necesario. Sin embargo, si tu pelo es más bien graso será imprescindible un lavado más frecuente.

Hoy en día se suele recomendar el uso de champús en seco. Sí, así es. Cada vez es más frecuente el uso de este tipo de champús ya que eliminan el exceso de grasa y no daña tanto tu pelo. Con su uso, la distancia entre cada lavado es mayor de lo habitual. Hace unos años este producto no era muy conocido, pero a día de hoy, en España, ya se pueden encontrar en cualquier tienda. Este tipo de champús oxigena tu pelo y elimina toda la suciedad presente en él.

Además, algunas asociaciones como la Asociación Española de Dermatología y Venereología (AEDV) no fija unos determinados intervalos entre cada lavado, ya que solamente sigue una norma: “Lavarlo cuando esté sucio. Y si lo está todos los días, también”.

Asimismo, algunos expertos consideran que, cuanto menores sean los lavados del cabello, mayor será la presencia de caspa, grasa o picores. Igualmente, la frecuencia de su lavado debería aumentar si hay un uso frecuente de fuentes de calor como el secador o las planchas de pelo.

Actualmente es muy común oír hablar de multitud de tipos distintos de productos ecológicos para todo. Sin embargo, con gran frecuencia cometemos algunos errores creyendo siempre que “lo ecológico” es mucho mejor. De hecho, son muchas las personas que prescinden del champú por motivos como estos. Esta sonada tendencia se conoce como “No-poo”  y puede suponer algunos riesgos según la AEDV. Los defensores de “No-poo” consideran que lavar el pelo solamente con agua o bicarbonato es “lo más natural”. Sin embargo, está demostrado que el champú elimina la grasa producida por las glándulas sebáceas, que es donde se acumula toda la suciedad. ¡Cuidado! Un uso excesivo de bicarbonato puede producir irritación o decoloración del cabello.

Y recuerda: lava tu pelo cuando este te lo pida.

También te interesará...

Ideas para regalar en una jubilación

¿Qué regalar por la jubilación?

Comparte en: El tiempo pasa demasiado deprisa y ya ha llegado el día en que tu compañera de trabajo

Read More...
Tratamiento de la gastritis

Beneficios de purgarse

Purgarse es limpiar o depurar nuestro organismo de toxinas y de microorganismos que, si se encuentran de manera abundante

Read More...
Creatividad

¿Por qué deberíamos trabajar menos y disfrutar más?

Comparte en: El estrés y la presión en el trabajo aumentan cada año. Y, a medida que los profesionales

Read More...

Deja tu comentario:

Tu e-mail no será publicado.

Mobile Sliding Menu