• Buscar
×

Las verduras te ayudan a evitar el estrés (sobre todo si eres mujer)

Las verduras te ayudan a evitar el estrés (sobre todo si eres mujer)

Ya sabemos que las verduras son uno de los alimentos más sanos que existen, fuente de vitaminas, minerales y fibra que ayudan a evitar enfermedades cardiovasculares, obesidad e incluso algunos tipos de cáncer. Pero, además, también nos ayudan a evitar el estrés, especialmente en las mujeres.

Índice

Consumir verduras reduce el estrés

Según un estudio reciente publicado en la revista British Medical Journal Open, realizado a más de 60.000 australianos de 45 años o más, consumir varias piezas de verduras al día disminuye el nivel de estrés. Para llevar a cabo esta investigación, midieron el consumo de frutas y vegetales de los participantes, los factores de estilo de vida y la angustia psicológica en dos momentos, 2006-08 y 2010.

La angustia psicológica se midió utilizando un cuestionario establecido que evalúa la ansiedad y la depresión general. El consumo habitual de frutas y verduras se evaluó mediante un cuestionario corto separado.

Las conclusiones fueron que el consumo de fruta por sí solo no tenía una asociación significativa con un menor nivel de estrés, mientras que el consumo de verduras por sí solo sí lo hacía. Por ejemplo, las personas que consumieron de 3 a 4 porciones diarias de vegetales tuvieron un 12% menos de estrés que aquellos que comieron 0 o 1 porción diaria. Las personas que comieron de 5 a 7 porciones diarias de frutas y verduras tuvieron un 14% menos de estrés que aquellos que comieron de 0 a 4 porciones diarias.

En resumen, la fruta tiene poco poder para ayudar a mantener el estrés a raya, menos de lo esperado. Pero la verdura sí es un gran aliado.

Mejor aún si eres mujer

Al analizar aún más los datos, los científicos descubrieron que las frutas y las verduras eran más protectoras para las mujeres que para los hombres. Por ejemplo:

- Las mujeres que consumieron 2 porciones diarias de fruta tuvieron un 16% menos de riesgo de estrés que las mujeres que comieron 0-1 porciones diarias.

- Las mujeres que consumieron 3-4 porciones diarias de vegetales tuvieron un 18% menos de estrés que las mujeres que comieron 0-1 porciones diarias.

- Las mujeres que consumieron de 5 a 7 porciones diarias de frutas y vegetales tuvieron un 23% menos de estrés que las mujeres que comieron 0 a 1 porción diaria.

"Este estudio es uno de los primeros en descubrir asociaciones entre el consumo de frutas y verduras y el bienestar psicológico por separado para hombres y mujeres", explicaron los investigadores. "Cuando se consideró por separado cada sexo, la asociación entre el consumo de frutas y verduras y la prevalencia o la incidencia de la angustia psicológica fue más fuerte en las mujeres que en los hombres".

"Es posible que haya una verdadera diferencia fisiológica entre hombres y mujeres, aunque el mecanismo que podría explicar esta diferencia sigue sin estar claro, o quizás las mujeres informan con mayor precisión acerca del consumo de frutas y verduras que los hombres”.

Asimismo, también mostró que comer más de 7 porciones diarias no aumenta el bienestar psicológico más que comer 3 o 4. "Este estudio muestra que el consumo diario moderado de frutas y verduras se asocia con menores tasas de estrés psicológico", dijo la Dra. Melody Ding de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Sydney. Pero no hace falta abusar para notar esos beneficios.

"También revela que la ingesta diaria moderada de vegetales se relaciona con una menor incidencia de estrés psicológico. La ingesta moderada de frutas por sí sola no parece conferir un beneficio significativo al estrés psicológico de las personas".

Estos nuevos hallazgos son consistentes con numerosos estudios transversales y longitudinales que muestran que las frutas y las verduras, en conjunto y por separado, están relacionadas con un menor riesgo de depresión y niveles más altos de bienestar mental.

Fuente:

“Fruit and vegetable consumption and psychological distress: cross-sectional and longitudinal analyses based on a large Australian sample”. Binh Nguyen, Ding Ding, Seema Mihrshahi. British Medical Journal Open.

Redacción: Irene García

¿Te ha gustado? 0

También te puede interesar