• Buscar
×

¿Debemos hacer siempre caso a nuestra intuición?

¿Debemos hacer siempre caso a nuestra intuición?

Cuando no sabes qué hacer y preguntas a tus familiares o amigos, es habitual que estos te contesten que hagas caso a tu intuición, es decir, ese primer pensamiento que nos viene a la mente, a veces de manera preconsciente, sin un razonamiento cognitivo más profundo que a menudo está influenciado por las emociones. Pero ¿es conveniente dejarnos llevar por la intuición?

Índice

La intuición y las creencias mágicas

Un nuevo estudio, publicado en la revista científica Journal of Research in Personality, sugiere que seguir nuestra intuición también podría tener un lado oscuro e inesperado. Es decir, que podría no ser tan bueno como pensamos. El estudio, realizado por los investigadores Sarah J. Ward de la Universidad de Columbia y Laura A. King de la Universidad de Missouri-Columbia, investigó la relación entre la intuición y las creencias mágicas y si el género podría desempeñar un papel especial en esta relación.

"Creencias mágicas" o "pensamiento mágico" es un término que describe todo tipo de creencias que sugieren una relación causal entre pensamientos, acciones o eventos que realmente no existen. Los ejemplos comunes son supersticiones, como la idea de que los gatos negros traen mala suerte o la idea de que los eventos astronómicos afectan la personalidad y los eventos de la vida; o creencias paranormales, por ejemplo, estar convencido de que los fantasmas o los monstruos realmente existen. A pesar de la clara evidencia científica en su contra y los prolongados esfuerzos para educar a la gente sobre ellas, las creencias mágicas siguen siendo bastante comunes en todo el mundo.

En su estudio, Ward y King investigaron la relación de la intuición y el pensamiento mágico, así como el papel del género en esta relación, en cuatro experimentos psicológicos diferentes.

Experimentos del estudio

En el primer experimento, los investigadores reclutaron a 514 voluntarios para investigar si las mujeres reportan creencias mágicas más altas que los hombres y si la cantidad de creencias mágicas estaba relacionada con la medida en que alguien confía en la intuición. Los resultados fueron bastante claros: las mujeres obtuvieron puntuaciones significativamente más altas que los hombres en varias medidas diferentes de creencias mágicas, como creencias paranormales, supersticiones y creencias sobre el destino. Las mujeres también mostraron una fe significativamente mayor en la intuición que los hombres.

Curiosamente, un análisis estadístico posterior reveló que la relación estadística del género y las creencias mágicas se veía fuertemente afectada por la medida en que alguien confiaba en la intuición. Estos hallazgos sugieren que confiar en la intuición podría estar jugando un papel clave para explicar por qué las mujeres exhiben creencias paranormales y supersticiosas más altas que los hombres.

En el segundo experimento, los investigadores reclutaron una nueva muestra de 1.119 estudiantes universitarios y nuevamente encontraron que las mujeres mostraban más creencias mágicas que los hombres. Además, investigaron en qué medida los participantes dependían de la reflexión cognitiva, por ejemplo, lo opuesto al pensamiento intuitivo. El análisis estadístico reveló que las diferencias en la reflexión cognitiva podrían explicar en parte las diferencias de género en el pensamiento mágico.

En el tercer experimento, los investigadores examinaron si aumentar la confianza en la intuición también mejoraba las creencias mágicas, especialmente entre los hombres. Aquí, 674 voluntarios fueron probados en un experimento en línea. Fueron asignados al azar a uno de dos grupos. En el grupo de control, los voluntarios tuvieron que escribir al menos de ocho a diez oraciones que describieran la última vez que fueron de compras. En el grupo experimental, se pidió a los voluntarios que escribieran al menos de ocho a diez oraciones que describieran por qué creían que su intuición podía ser correcta y útil. Además, se les pidió que describieran un momento en el que su intuición los llevó en la dirección correcta.

Después de eso, los voluntarios tuvieron que leer tres historias que fueron escritas para sonar potencialmente predestinadas o "destinadas a ser". Después de leer, tuvieron que calificar el impacto del destino en los eventos de cada historia en una escala de uno ("en absoluto, fue un evento aleatorio o casual") a siete ("mucho") . Además, se midió la fe de los voluntarios en la intuición.

Los resultados mostraron que las personas que estaban en el grupo experimental (en el que la fe en la intuición fue inducida por la tarea de escribir) mostraron más confianza en la intuición. Además, los hombres, pero no las mujeres, del grupo experimental mostraron un aumento en el pensamiento mágico al calificar las historias. Sin embargo, los hombres todavía mostraban un pensamiento menos mágico que las mujeres tanto en el grupo de control como en el experimental. En conjunto, estos resultados muestran que es posible incrementar las creencias mágicas aumentando la confianza en la intuición (al menos en los hombres).

En el cuarto y último experimento, los investigadores probaron a 456 participantes con una tarea de lotería psicológica. Los voluntarios fueron asignados aleatoriamente a un grupo de control o experimental. En el grupo experimental, se les dijo a los voluntarios que debían imaginar que habían ganado siete millones de dólares en una lotería después de usar números correspondientes a eventos importantes de la vida de un sueño. También se pidió a los voluntarios que escribieran las fechas de un evento pasado que podrían haber utilizado para participar en la lotería.

En la condición de control, a los participantes solo se les pidió que imaginaran cualquier evento importante de la vida sin una mención especial de ganar la lotería o los sueños. Posteriormente, a los voluntarios de ambos grupos se les dio una entrada de lotería falsa y tuvieron que decidir si querían elegir los números personalmente o si un generador de números aleatorios debería decidir los números por ellos. Es importante destacar que la opción del generador de números aleatorios ofrecía más entradas de lotería que la selección personal de los números.

Los resultados mostraron que las mujeres eran más propensas a elegir los números de la lotería después de imaginar que tenían un sueño con respecto a tomar esta decisión. Por el contrario, las decisiones de los hombres no difirieron entre los dos grupos. Curiosamente, sin embargo, los hombres, en general, eran más propensos a tomar la decisión subóptima y elegir los números ellos mismos. Los autores sugieren que este hallazgo no tiene nada que ver con la intuición, sino que podría deberse a las mayores tendencias de los hombres hacia la toma de riesgos y el juego.

Conclusión: la intuición y las creencias mágicas están relacionadas

En conjunto, los cuatro experimentos de este estudio proporcionan una fuerte evidencia de una relación entre la intuición y las creencias mágicas. Esto muestra que nuestra intuición, por muy útil que sea a veces, también tiene un lado oscuro: puede ser la base del atractivo persistente de las creencias mágicas, a pesar de la evidencia científica de lo contrario. Creencias que, a veces, pueden resultar peligrosas ya que nos llevan a despreciar la ciencia o la medicina, lo que puede ser malo para nuestra salud.

Asimismo, los 4 experimentos comprobaron que sí existe una gran diferencia de género en lo que respecta a la intuición y las creencias mágicas, siendo más fuertes en las mujeres.

Fuente:

Sarah J. Ward, Laura A. King (2020). Examining the roles of intuition and gender in magical beliefs, Journal of Research in Personality, Volume 86, 103956.

Redacción: Irene García

¿Te ha gustado? 0

También te puede interesar