Síntomas de hipertiroidismo

En Salud
Cuánta leche tomar
Comparte en:

El hipertiroidismo (o tiroides hiperactiva) se produce cuando la glándula tiroides secreta demasiada hormona tiroxina. Esto puede causar una serie de síntomas característicos, como la pérdida de peso involuntaria, que debes conocer para buscar tratamiento lo antes posible.

Síntomas de hipertiroidismo

La glándula tiroides es una glándula endocrina, con forma de mariposa, ubicada en la base del cuello, debajo de la nuez de Adán. Su función es producir, almacenar y liberar las hormonas tiroideas (T3 y T4) en el torrente sanguíneo. Estas hormonas son fundamentales en el funcionamiento del organismo, por lo que, cuando la glándula no funciona adecuadamente y produce mucha más cantidad de una o ambas hormonas, aparecen una serie de síntomas y problemas en el organismo.

– Pérdida de peso involuntaria, aun cuando se continúa comiendo igual

– Latidos rápidos (taquicardia), con frecuencia de más de 100 latidos por minuto

– Latidos irregulares (arritmia)

– Palpitaciones

– Aumento del apetito

– Nerviosismo, ansiedad e irritabilidad

– Temblores, normalmente en las manos y los dedos

– Sudoración fácil

– Cambios en los patrones de menstruación

– Aumento de la sensibilidad al calor

– Cambio en los hábitos intestinales, especialmente, mayor frecuencia en las defecaciones

Bocio (glándulas tiroides agrandada)

– Fatiga y debilidad muscular

– Dificultad para dormir

– Piel delgada

– Cabello fino o frágil

La mayoría de lo síntomas suelen ser leves o incluso no se presentan, por eso no siempre es fácil detectar esta patología.

Causas del hipertiroidismo

Enfermedad de Graves: es un trastorno autoinmune que provoca una estimulación excesiva de la tiroides, que produce más T4 de la necesaria. Es la causa más frecuente del hipertiroidismo.

Nódulos hiperactivos en la tiroides (adenoma tóxico, bocio tóxico multinodular o enfermedad de Plummer): uno o más adenomas en la tiroides que producen demasiada T4. Los adenomas son protuberancias no cancerosas (benignas) que pueden causar un agrandamiento de la glándula.

Tiroiditis: la inflamación de la tiroides es más común en el posparto y puede generar un exceso en el almacenamiento de la hormona tiroidea que luego entra al torrente sanguíneo.

Además, existen una serie de factores de riesgo, como los antecedentes familiares, ser mujer o padecer ciertas enfermedades crónicas como diabetes tipo 1, anemia perniciosa e insuficiencia suprarrenal primaria.

¿Qué complicaciones puede causar el hipertiroidismo?

Si no se detecta y trata, el hipertiroidismo puede crear una serie de complicaciones graves entre las que se encuentran:

1- Problemas cardiacos, derivados de las arritmias, las palpitaciones y la taquicardia que causa esta enfermedad que pueden llegar a provocar fibrilación auricular, que aumenta el riesgo de tener un accidente cerebrovascular e insuficiencia cardíaca congestiva.

2- Huesos de cristal: es decir, huesos frágiles u osteoporosis que aumenta el riesgo de fracturas debido a la incapacidad de los huesos para incorporar calcio debido al exceso de T4.

3- Problemas en la vista: especialmente en las personas que sufren la oftalmopatía de Graves, que pueden desarrollar problemas como ojos hinchados o rojos, sensibilidad a la luz, visión borrosa o protrusión.

4- Piel enrojecida o hinchada, especialmente en la espinilla y en los pies.

5- Crisis toritóxica: una intensificación repentina de los síntomas, que lleva a tener fiebre, pulso rápido e incluso delirios y que puede ser muy grave.

¿Cómo se diagnostica el hipertiroidismo?

El historial médico y un examen físico pueden ser suficientes para diagnosticar el hipertiroidismo, pero siempre será necesario hacer un análisis de sangre para medir los niveles concretos de tiroxina y la hormona estimuladora de la tiroides (TSH) para confirmar el diagnóstico y saber mejor qué tratamiento elegir. Los niveles altos de tiroxina y pocas o nulas cantidades de TSH indican una tiroides hiperactiva.

Pero, además, se pueden hacer otra serie de pruebas para determinar la causa concreta del hipertiroidismo, como una prueba de captación de yodo radioactivo (una gran absorción de yodo indica que la glándula tiroides está produciendo demasiada tiroxina probablemente por la enfermedad de Graves o nódulos tiroideos hiperactivos), una gammagrafía de tiroides o una ecografía de la tiroides.

¿Cuál es el tratamiento del hipertiroidismo?

Existen varios tratamientos para el hipertiroidismo y el médico elegirá uno u otro en función de la edad, la salud general, la causa, los síntomas presentados… Entre los tratamientos más habituales encontramos:

Yodo radioactivo, que se suele consumir por vía oral y hace que desaparezcan los síntomas en unos meses. El exceso de yodo radiactivo desaparece del cuerpo en semanas o meses. A veces, este tratamiento causa hipotiroidismo y es necesario tomar tiroxina sintética.

Medicamentos antitiroides, como metimazol (tapazol) y propilitiouracilo, que reducen los síntomas en meses, aunque hay que seguir tomando el tratamiento años. Además, a veces se sufren recaídas.

Betabloqueadores, que pueden aliviar los síntomas del hipertiroidismo, como el temblor, la frecuencia cardíaca acelerada y las palpitaciones.

Cirugía (tiroidectomía) para quitar parte de la glándula tiroides, aunque es un tratamiento poco habitual ya que puede causar efectos secundarios como daño en las cuerdas vocales y las glándulas paratiroides. Además, se necesita tratamiento de por vida con levotiroxina.

¿Y si tengo oftalmopatía de Graves?

En algunos casos, las personas con hipertiroidismo a causa de la enfermedad de Graves desarrollan este tipo de oftalmopatía que hace que los globos oculares sobresalgan más allá de las órbitas, mientras que los tejidos y los músculos que están detrás de los ojos se hinchan, causando una serie de síntomas:

– Ojos secos

– Ojos enrojecidos o inflamados

– Lagrimeo excesivo

– Malestar en uno o ambos ojos

– Sensibilidad a la luz

– Visión borrosa o doble

– Inflamación o reducción de movimiento de los ojos

– Globos oculares prominentes

En este caso, se pueden controlar los síntomas leves con lágrimas artificiales y geles lubricantes y, en casos más graves, con corticoesteroides. En algunos casos, es necesaria una cirugía.

Además, debes seguir una serie de consejos como no fumar, ya que el tabaco empeora la enfermedad, mantener los ojos bien lubricados siempre, proteger los ojos del sol con gafas y mantener la cabeza en alto para aliviar la inflamación y reducir la presión sobre los ojos.

Fuentes:

Clínica Mayo: https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/hyperthyroidism/symptoms-causes/syc-20373659

Clínica Universitaria de Navarra: https://www.cun.es/enfermedades-tratamientos/enfermedades/hipertiroidismo

También te interesará...

Cómo elegir colchón

¿Cómo elegir un colchón?

Comparte en: A la hora de dormir plácidamente y descansar, el colchón es la parte más importante de una

Read More...
Por qué salen caries

¿Por qué salen caries?

Comparte en: Quizás lo primero que debemos hacer es definir el término, y es que no todo el mundo

Read More...
Beneficios de escribir

Pautas para escribir un libro

Comparte en: ¿Brújula o mapa? La autora Elisabeth Benavent es una de esas maravillosas autoras que están haciéndonos ver

Read More...

Deja tu comentario:

Tu e-mail no será publicado.

Mobile Sliding Menu