Posibles causas de la falta de deseo sexual

En Relaciones
Falta de deseo sexual
Comparte en:

La falta de deseo es un trastorno que afecta tanto a hombres como a mujeres en cualquier etapa de su vida, perjudicando, en gran medida, las relaciones de pareja y en muchos casos la autoestima. Como es un asunto del cual no se suele hablar abiertamente como, por ejemplo, de un dolor de cabeza o de estómago, muchas personas lo callan, padeciendo los síntomas y negándose a la posibilidad de recuperar el disfrute de la intimidad.

Ahora bien, la falta de deseo se debe a distintos motivos que pueden ser desde simples hasta complejos, ello dependerá de cada persona. Sin embargo, esto no quiere decir que no se puedan tratar. Por fortuna la medicina y sus diferentes campos han dedicado estudios y tratamientos para ayudar a las personas que tienen dificultades en este sentido.

Es por esto que en esta ocasión he decido dedicar este artículo a las posibles causas de la falta de deseo, con el fin de que conozcas un poco más sobre el tema e inicies una labor investigativa en beneficio tuyo. Soy Francisco Martins, coach, autor y especialista en relaciones de la Academia del Amor y hoy te hablaré de las causas de la disminución de la libido.

Desequilibrios hormonales

Los desequilibrios hormonales pueden ser una de las causas más comunes en relación a la disminución o pérdida total de la libido; además no solo afecta este aspecto íntimo de la vida diaria, sino que también se ve reflejado de otras maneras a través de la salud física. Por ello es importante consultar con el médico de confianza y, si es necesario, buscar la ayuda de especialistas en el tema.

Así que no te apresures con el diagnóstico y deja que sea un profesional quien te examine y determine qué está sucediendo con tus hormonas para poder iniciar un tratamiento adecuado; verás que con el tiempo se empiezan a ver los resultados en la parte sexual.

Traumas pasados

Todos estamos propensos a ser marcados por experiencias o situaciones que hayamos vivido en el pasado; sin embargo, no todas esas vivencias dejan una huella positiva.  Dependiendo de lo sucedido, algunas personas quedan con secuelas y traumas que les impide disfrutar o asociar los encuentros íntimos con algo especial y placentero; aunque estos casos se ven con mucha más frecuencia en personas que han sufrido abusos y maltratos, también existen los casos en los cuales tienen repercusión otros asuntos como una autoestima frágil en la infancia, haber presenciado situaciones de abuso con otras personas, el tipo de formación, etc.

En sí existen infinidad de casos, de hecho, es algo muy cotidiano y más común de lo que se piensa; lo preocupante es que muchas de estas personas no buscan el apoyo adecuado o ni siquiera saben que su falta de deseo puede estar relacionada con esto, cuando en realidad son cosas que tienen solución. Así que, si tú te encuentras en esta situación, no dudes en buscar la ayuda de un profesional, no sufras sin necesidad.

Conflictos de pareja sin resolver

Otros factores influyentes en la ausencia de la libido son los conflictos y tensiones sin resolver entre las parejas; aunque no lo creas o parezca algo simple, estas cosas alteran el deseo entre ambos ya que genera indisposición y, por tanto, los estímulos se ven bloqueados porque sus mentes optan por priorizar lo que sea que tengan pendiente por resolver.

Por ello, es importante la comunicación sana en pareja, no solo para conservar la armonía sino también la intimidad; obviamente no tendrás disposición de compartir un momento tan personal con quien tienes enojos o diferencias, así que lo mejor es buscar la manera de cómo resolver esos conflictos.

Cansancio excesivo

Otra razón por la cual podría darse la falta de deseo es el cansancio excesivo; hoy día es bastante común que suceda ya que el modo de vida que muchos tenemos es bastante agitado. De hecho, casi nunca tenemos suficiente tiempo de ocio y nos pasamos gran parte del día trabajando o cumpliendo con deberes; al descanso dedicamos muy poco de nuestro tiempo, derivando en una fatiga constante que, en últimas, nos deja sin fuerzas ni ganas para pensar en un encuentro íntimo.

La buena noticia es que al tener certeza de esto como causa de la ausencia de libido, la solución es casi obvia para nuestra dificultad; la idea de optimizar el tiempo y darle prioridad a ciertas cosas de nuestra vida puede dar un giro inesperado. Todo depende de lo que realmente queremos, recuerda que es bueno ser activo y multitarea, pero no abusar de nuestro estado físico y el tiempo. Descansar no es malo y mucho menos dedicarle tiempo de calidad a la relación de pareja.

Como ves, hay varias razones y posibles causas para que se dé la falta de deseo; sin embargo, no son solo las que te acabo de mencionar, de hecho, hay muchas más. Por ello, te invito a seguir leyendo sobre el tema y lo más importante: consultar con un especialista tu caso particular. ¡Mereces vivir una sexualidad plena!

También te interesará...

Comida basura

¿Comes demasiados alimentos ultraprocesados?

Comparte en: Los alimentos ultraprocesados son muy perjudiciales para la salud y, lamentablemente, forman parte de la dieta diaria

Read More...
Bolsas en los ojos

¿Cómo saber si estoy ovulando?

Comparte en: La ovulación es el proceso que ocurre cada mes a mitad de ciclo mediante el cual uno

Read More...
Ardor al orinar

Ovulación y dolor al orinar

Comparte en: Durante la ovulación, la mujer puede experimentar una serie de síntomas como dolor abdominal, hinchazón de las

Read More...

Deja tu comentario:

Tu e-mail no será publicado.

Mobile Sliding Menu