Ovulación y dolor de cabeza

En Salud
Olvidar cosas
Comparte en:

Está claro que el estrés es, quizás, uno de los factores más condicionantes respecto a los dolores de cabeza que las mujeres sufren frecuentemente. Sin embargo, hay que saber que la ovulación podría ser otro de los que habitualmente influyen.

Entre los dolores de cabeza primarios se incluyen las migrañas, las cefaleas en racimo y las cefaleas tensionales, conocidas también como dolores de cabeza por contracción muscular. El dolor de cabeza secundario es distinto al dolor de cabeza primario. Aquí se incluye el tumor cerebral, una lesión en la cabeza o una infección. Durante la ovulación, proceso en el que los cambios hormonales hacen que un ovario libere un óvulo, es decir, en la que un folículo ovárico se rompe y libera un ovocito primario que podría ser fecundado o no, y si no se fecunda, el endometrio se desprende y comienza el periodo, los dolores de cabeza son habituales.

Además, aunque durante esta fase los cambios de humor que se producen en las mujeres, el dolor de espalda o de riñones y la hinchazón sean quizás los síntomas más habituales, no podemos olvidarnos de los dolores de cabeza. El dolor de cabeza y la ovulación van totalmente de la mano. Por eso, si te duele la cabeza en la ovulación no deberías alarmarte por nada porque es algo común, pero si la intensidad con la que se produce es demasiado fuerte, o has comprobado que cuando te pasa nunca es durante esta fase, lo ideal es que acudas al médico para que te realicen otras pruebas adicionales.

Junto a los dolores de cabeza, también aparecen las náuseas. Ambos síntomas son frecuentes en esta fase de ovulación, pero también en la menstruación y debido principalmente a la carga hormonal que va variando en nuestro cuerpo. Con la pastilla anticonceptiva, muchas mujeres, además, sienten estos dolores de cabeza con mayor frecuencia e intensidad. Por norma general, el dolor de cabeza causado por pastillas suele reconocerse por su nivel de intensidad (moderada-intensa) y suele localizarse a un lado de la cabeza.

Los dolores de cabeza pueden tener distintos síntomas, y existen algunos factores que ayudan a descubrir cuáles son como el momento del día en que se presenta el dolor de cabeza, la frecuencia con la que se sufre dicho dolor, los desencadenantes que lo originan, la duración y, por último, la ubicación, es decir, el lugar en el que estos dolores se producen. La gravedad también podría ser otro factor que contribuyese a describir los síntomas.

En definitiva, todo el mundo sabe perfectamente lo que es un dolor de cabeza y sus posibles causas, pues prácticamente todos los individuos han debido tener uno al menos una vez en la vida. De hecho, el dolor de cabeza es, quizás, el tipo de dolor más común que existe, aunque la mayor parte de las veces este suele ser tensional debido a la tensión que nosotros mismos hacemos en los músculos del cuello, los hombros y la mandíbula. Además, este tipo de dolor de cabeza es el que suele relacionarse mayormente con el estrés, la ansiedad o la depresión.

Y no, lo cierto es que los dolores de cabeza no siempre suelen requerir atención médica, pero a veces sí puede indicar un trastorno algo más grave. Según algunos expertos avalados por la Sociedad Española de Neurología y de la Fundación del Cerebro, “una persona de cada veinte sufre cefalea crónica diaria o casi diaria, es decir, que tiene que lidiar con la sensación de que le va a estallar la cabeza casi a diario”. Para distinguir la importancia de ese dolor de cabeza, lo primero que uno debe hacer es identificar si es primaria o secundaria, pues como veíamos, en algunas ocasiones los dolores de cabeza son síntoma de otras patologías distintas.

Las cefaleas primarias, entre las que se encuentran principalmente las migrañas, son enfermedades en las que la persona que las sufre tiene predisposición a tener de una forma episódica recurrente dichos episodios tan variantes. Según algunos expertos, esto es grave porque es incapacitante para quien las padece y porque genera, además, una ansiedad anticipatoria al dolor. Además, en el caso de que estés, por ejemplo, embarazada, deberás prestar especial atención, pues existe un riesgo mayor de trombosis y preeclampsia.

Actualmente, además, las consultas recurrentes a los centros médicos por culpa de los dolores de cabeza no suelen tener simplemente ese único motivo, sino que la mayoría de las personas acude si este dolor de cabeza va acompañado de otro síntoma. Para el Grupo de Estudio de Cefaleas (GECSEN) “habrá que acudir al médico cuando estemos tomando demasiados analgésicos, si la cefalea es muy frecuente o cuando este predomina en nuestra vida”. Pero ¿cómo podemos aliviar estos dolores de cabeza tan frecuentes?

Cuando se trata de un dolor de cabeza primario, como sería la migraña, debemos aprender a vivir con ello, aunque es importante llevar una vida ordenada, con rutinas y horarios estables, hacer ejercicio físico aérobico moderado, reducir el estrés, cuidar la alimentación y evitar el sobreuso de analgésicos. Eso sí, recordemos que si la frecuencia de ataque es muy alta existen tratamientos preventivos que el especialista puede pautar.

No obstante, también es importante tener en cuenta que para muchas mujeres que sufren migrañas a menudo, la fase, por ejemplo, de la menopausia, podría resultar satisfactoria, pues algunos estudios confirman que a partir de la menopausia hay una mejora en la intensidad y frecuencia de dichos ataques. La menopausia, fase conocida como el cese de la menstruación, oscila entre los 48 y los 55 años y supone, además, una alteración radical de la vida afectiva y física de la mujer. Eso sí, el inicio de esta, es decir, lo que conocemos hoy en día como la perimenopausia lo único que trae consigo es un empeoramiento de la frecuencia, intensidad y duración de los ataques de migraña.

Lo más importante siempre, estemos en la fase que estemos, es tener especial cuidado si la frecuencia es demasiado alta, pues son muchas las enfermedades neurológicas graves que afectan a algunos individuos y que además tienen consecuencias muy graves. De hecho, según la SEN (Sociedad Española de Neurología) “las enfermedades neurológicas son las causantes del 19% de las muertes que se producen cada año en España”, siendo las responsables del 14,6% de las defunciones de hombres, y del 23,6% de las mujeres.

Además, Cantabria, País Vasco y Navarra son las comunidades autónomas en las que hay un mayor porcentaje de mortalidad por enfermedades neurológicas; y Canarias, Comunidad de Madrid y Extremadura son las regiones en las que el porcentaje de muertes neurológicas es mucho menor.

Lo más importante es tu salud. Cuídala.

Fuentes:

“Migraña y menopausia… ¿qué esperar? http://blog.midolordecabeza.org/migrana-y-menopausia-que-esperar/

“Las enfermedades neurológicas son las causantes del 19% de las muertes que se producen cada año en España” http://www.sen.es/saladeprensa/pdf/Link257.pdf

 

También te interesará...

Cosas que puedes vender por Internet, ¡y que mucha gente querrá comprar!

Comparte en: Si estás planteándote la posibilidad de abrir tu propia tienda online, pero todavía no tienes claro qué

Read More...
Beneficios para la salud de ser optimista

Resiliencia emocional ¿Cómo construirla?

Comparte en: La resiliencia podría definirse como la capacidad de afrontar la adversidad. Para la Neurociencia, por ejemplo, las

Read More...

Portugal, un país con encanto ¿Conoces todos sus rincones?

Comparte en: Portugal está cada vez más de moda y es, todavía por desgracia, un gran desconocido para los

Read More...

Deja tu comentario:

Tu e-mail no será publicado.

Mobile Sliding Menu