Los problemas en la pareja pueden causar ataques al corazón y dolor de espalda

En Salud
Problemas de pareja
Comparte en:

Una nueva investigación de las universidades de Berkeley y Northwestern revela que la ira en las discusiones de pareja puede aumentar las posibilidades de sufrir un ataque al corazón; mientras que la cerrazón emocional causa dolencias musculoesqueléticas.

“Nuestros hallazgos revelan un nuevo nivel de precisión en cómo las emociones están relacionadas con la salud, y cómo nuestros comportamientos pueden predecir el desarrollo de resultados negativos para la salud”, dijo Robert Levenson, psicólogo de la Universidad de California Berkeley y autor principal del estudio.

El estudio, publicado en la revista Emotion, se basa en 20 años de datos e investigaciones. Durante este tiempo se controlaron factores como la edad, la educación, el ejercicio, el tabaquismo, el consumo de alcohol y el consumo de cafeína.

Se llevó a cabo mediante una cohorte de 156 parejas heterosexuales de mediana edad y mayores en el área de la Bahía de San Francisco cuyas relaciones estudiaron desde 1989. Los cónyuges sobrevivientes que participaron en el estudio están ahora en sus 60s, 70s, 80s e incluso 90s.

Cada cinco años, las parejas fueron grabadas en video en un laboratorio mientras discutían eventos de sus vidas (algunos buenos y otros, malos). Sus interacciones fueron calificadas por codificadores de comportamiento expertos para una amplia gama de emociones y comportamientos basados en expresiones faciales, lenguaje corporal y tono de voz. Además, los cónyuges completaron una batería de cuestionarios que incluían una evaluación detallada de problemas específicos de salud.

En esta última parte del estudio, los investigadores se centraron en las consecuencias para la salud de la ira y la evasión emocional (es decir, guardarse sus emociones). El estudio también examinó la tristeza y el miedo como predictores de estos resultados de salud, pero no encontró ninguna asociación significativa.

En general, el vínculo entre las emociones y la salud fue más pronunciada en los maridos, pero algunas de las correlaciones clave también se encontraron en las mujeres. Los investigadores no tardaron en adivinar qué cónyuges desarrollaban dolencias basándose en cómo reaccionaban ante los desacuerdos.

“Observamos las conversaciones en conflictos maritales que duraban sólo 15 minutos y, solo con eso, podíamos predecir el desarrollo de problemas de salud durante los 20 años siguientes basándonos ​​en los comportamientos emocionales que mostraron durante estos 15 minutos”, explica Claudia Haase, profesora asistente de desarrollo humano y política social de la Northwestern University.

Los hallazgos podrían ayudar a las personas que se excitan fácilmente a solicitar ayuda en el manejo de la ira, mientras que las personas que se retiran durante el conflicto podrían beneficiarse de resistir al impulso de encerrar sus emociones.

“En todos los matrimonios hay conflictos, pero cada persona trata con ellos de diferentes maneras. Algunos explotan de ira; otros se cierran en banda”, dijo Haase. “Nuestro estudio muestra que estos diferentes comportamientos emocionales pueden predecir el desarrollo de diferentes problemas de salud a largo plazo”.

Así, este estudio relaciona la ira con enfermedades cardíacas y el bloqueo emocional con el estrés muscular.

Para rastrear las consecuencias de la cólera, los investigadores supervisaron las conversaciones grabadas en video para tales comportamientos como labios apretados juntos, cejas fruncidas, voces levantadas o bajadas más allá de su tono normal y mandíbulas apretadas.

Para identificar la conducta de evasión, buscaron lo que los investigadores llaman comportamiento “ausente”, que incluye rigidez facial, músculos rígidos del cuello y poco o ningún contacto visual. Esos datos se vinculaban a los síntomas de la salud, medidos cada cinco años en un lapso de 20 años.

Así es como llegaron a la conclusión de que los cónyuges que sucumben a la ira tienen mayor riesgo de desarrollar dolor torácico, presión arterial alta y otros problemas cardiovasculares.

Mientras que los que apenas hablan apenas y evitan el contacto visual son más propensos a desarrollar dolores de espalda, cuellos rígidos o articulaciones y tensión muscular general.

“Durante años, hemos sabido que las emociones negativas están asociadas con resultados negativos en la salud, pero este estudio profundiza en descubrir que las emociones específicas están vinculadas a problemas de salud específicos”, dijo Levenson. “Esta es una de las muchas maneras en que nuestras emociones proporcionan una ventana para vislumbrar importantes cualidades de nuestras vidas futuras”.

Fuente: News Berkeley: http://news.berkeley.edu/2016/05/24/anger-to-heart-disease/

Foto: Creado por Nensuria – Freepik.com

También te interesará...

Cosas que puedes vender por Internet, ¡y que mucha gente querrá comprar!

Comparte en: Si estás planteándote la posibilidad de abrir tu propia tienda online, pero todavía no tienes claro qué

Read More...
Beneficios para la salud de ser optimista

Resiliencia emocional ¿Cómo construirla?

Comparte en: La resiliencia podría definirse como la capacidad de afrontar la adversidad. Para la Neurociencia, por ejemplo, las

Read More...

Portugal, un país con encanto ¿Conoces todos sus rincones?

Comparte en: Portugal está cada vez más de moda y es, todavía por desgracia, un gran desconocido para los

Read More...

Deja tu comentario:

Tu e-mail no será publicado.

Mobile Sliding Menu