Los 15 mejores chistes sobre el matrimonio

En Humor
Matrimonio joven
Comparte en:

El matrimonio siempre ha sido objeto de burlas, especialmente por parte de los hombres, tachándolo de una cárcel de por vida. Y, aunque en muchos casos no acaba bien y realmente se puede llegar a convertir en un “infierno”, también puede ser maravilloso. No obstante, siempre viene bien reírse un rato del tema.

– Ya no me escuchas cuando te hablo Antonio

– Lo que quieras cariño, una tortilla o lo que te venga bien, tampoco tengo mucha hambre.

 

Una pareja de novios recién casados comenta:

– Oye, una pregunta amada mía, que se me acaba de ocurrir sin motivo.

– Dime mi amor.

– Si algún yo me muriera, ¿llorarías?

– ¡Pues claro! No ves que yo lloro por cualquier tontería.

 

– Pues ya he conseguido que mi novio me hable de matrimonio, después de haber estado saliendo seis años.

– Ah, ¿si? ¿Y qué te ha dicho?

– Que tiene esposa y tres niños.

 

El marido llega al portal de su casa totalmente borracho y empieza a gritar:

– ¡Mariiiiia, Mariiiia!

La mujer se asoma a la ventana y dice:

-Ya vienes otro día borracho y quieres que te eche la llave.

-No, no, si hoy la llave la tengo, mejor tírame la cerradura, que no la encuentro.

 

Esto es un matrimonio celebrando su aniversario. La esposa le pregunta al marido:

-Cariño, ¿qué me has comprado para celebrar nuestro aniversario?

-Una tumba en el cementerio.

No veas que bronca…

Al año siguiente:

-Cariño, ¿qué me has comprado para celebrar nuestro aniversario?

– ¡Nada! Total, todavía no has usado lo que te compre el año pasado.

 

– Pues la postura favorita de mi mujer en la cama es la del pez.

– ¿La del pez? Esa no me la conozco.

– Sí, hombre. Se da la vuelta, ¡y nada!

 

– ¿Cuál es el motivo por el que desea divorciarse?

– Llevamos juntos diez años y me trata como si fuese un perro.

– ¿Su esposa le maltrata?

– No, ¡quiere que le sea fiel!

 

Llega un hombre a su casa, de madrugada y borracho, y le dice con voz ronca a su mujer:

– Amorrr mioo… ¡¡Voy a amarte!!

– ¡Si quieres vete a Júpiter, pero a mí déjame dormir!

 

– Mi mujer me ha dado un ultimátum. Dice que o le presto atención cuando habla, o no sé qué más.

 

– María se quitó de encima 70 kilos de grasa inútil.

– ¿Cómo lo hizo?

– Se divorció.

 

– Señor juez, quiero divorciarme porque desde hace diez años mi mujer me tira los platos a la cabeza.

– ¿Y por qué no se ha divorciado antes?

– Es que ahora está empezando a tener puntería.

 

Una viuda se pone en contacto con su marido a través de una medium:

– Pepe, mi querido Pepito, ¿estás ahí?

– Sí, aquí estoy.

– ¿Y qué tal estás? ¿Mejor que aquí en la Tierra conmigo?

– Sí, sí. La verdad es que mucho mejor.

– Pepito, cuéntame, ¿cómo es el Cielo?

– ¿El Cielo? ¡Pero si yo estoy en el Infierno!

 

Una mujer se despierta a las 4 de la mañana y se da cuenta de que su marido no está con ella en la cama. Va hasta la cocina y lo encuentra sentado en silencio, a oscuras, tomando una taza de café.

Enciende la luz y ve cómo el marido se quita una lágrima del ojo mientras sigue bebiendo en silencio.

– ¿Qué te pasa querido? ¿Qué haces aquí solo a estas horas de la noche?

El, girando para mirarla, dice:

– ¿Te acuerdas hace 20 años, cuando comenzamos a salir juntos, que tú tenías 16 años y yo 20?

– Claro que me acuerdo.

– ¿Y te acuerdas cuando tu padre nos encontró… en el asiento de atrás de mi coche?

– Si que me acuerdo, responde ella tiernamente acercándose a él.

– ¿Y recuerdas que tu padre me puso la escopeta en el pecho y me dijo que debía casarme contigo o me denunciaba y me pasaría 20 años en la cárcel?

– Claro cariño, también me acuerdo. Papá siempre tan furioso con mis novios. Pero, ¿a qué viene eso?

Mientras se quita otra lágrima que le corre por su mejilla y con la voz quebrándose en un lastimero llanto, él responde:

– Pues bien… hoy… precisamente el día de hoy… ¡ESTARÍA SALIENDO DE LA CÁRCEL Y SERÍA LIBRE!

 

– Cariño, ¿tú cuánto me quieres del 1 al 10?

– Yo del 1 al 10 te quiero mucho, pero del 11 al 30 me voy de viaje con mis amigos.

 

El matrimonio cenando tranquilamente, y dice la mujer:

– Pepe, ¿sabes que el cura que nos casó ha muerto?

Y Pepe la mira de reojo y le dice:

– El que la hace, la paga.

También te interesará...

Pareja en cama

¿Es normal tener infección de orina después de tener relaciones sexuales?

Comparte en: Mantener relaciones sexuales no implica siempre tener infección de orina, pero sí aumenta las probabilidades de padecerla.

Read More...
Comida de Navidad

¿Es posible no engordar en Navidad?

Comparte en: ¿Sabes por qué uno de los propósitos de Año Nuevo de casi todo el mundo es adelgazar?

Read More...
Relaciones abiertas

Cómo saber parar una discusión a tiempo

Comparte en: Aunque parezca mentira y casi imposible de lograr, no todas las conversaciones tienen que acabar en una

Read More...

Deja tu comentario:

Tu e-mail no será publicado.

Mobile Sliding Menu