La mayoría de jóvenes mantiene contacto con parejas potenciales aunque tengan novio formal

En Relaciones
Pareja
Comparte en:

No es raro que los adultos jóvenes mantengan a una posible pareja “en segundo plano” esperando por si acaso. De acuerdo con un nuevo estudio, la mayoría de los adultos jóvenes se comunican principalmente con personas con quienes están interesados ​​románticamente o sexualmente, incluso cuando mantienen una relación estable con otra persona.

El estudio, publicado recientemente en la revista Communication Research Reports, se llevó a cabo preguntando a 658 estudiantes universitarios sobre su comunicación tecnológica, su estado personal actual y el número de “parejas potenciales” que mantenían en un segundo plano por si acaso.

“En mis días de posgrado, era soltero y buscaba relaciones. Conocía a personas en diversos lugares, intercambiaba números y almacenaba esos números en mi teléfono. Semanas y meses después, recibía mensajes de algunas de esas personas. Parecía que la idea era mostrar interés y atracción, pero no tanto por una relación completa. Pensando en esos días, me pregunté qué podría significar y si estaba solo (resulta que no). Así nació el estudio de las personas que dejamos en la recámara, los “por si acaso””, explica uno de los autores del estudio, Jayson L. Dibble.

La mayoría de los estudiantes (72.9%) dijeron que mantenían la comunicación con al menos un “por si acaso”. Incluso entre aquellos con relaciones comprometidas, la tasa era de un poco más de la mitad (55.6%).

“Este estudio en particular nos mostró que las personas emplean un poco de esfuerzo para mantener las relaciones de “por si acaso” usando muchas de las mismas estrategias que usan para mantener sus relaciones comprometidas, por ejemplo, enviando mensajes de positividad, siendo abiertos y enviando pequeñas notas de seguridad. Y, como era de esperar, las personas que ya tienen una pareja formal hacen estas cosas en menor medida que los solteros”, dijo Dibble.

“Relacionado con esto, más solteros informaron tener al menos un “por si acaso” que aquellos en relaciones comprometidas, pero más de la mitad de los comprometidos todavía tenían al menos a alguien en espera. Y quizás más sorprendente, cuando se trata de números promedio de personas en espera, los comprometidos no difieren de los solteros. Esto subraya los hallazgos de nuestra investigación anterior que muestran que los “por si acaso” parecen ser comunes ya se esté soltero o en una relación comprometida”.

Los estudiantes solteros tenían alrededor de seis “por si acaso” en promedio, en comparación con aquellos en relaciones comprometidas que tenían alrededor de cinco en promedio.

No obstante, hay que tener en cuenta que la investigación tiene algunas limitaciones, particularmente cuando se trata de la muestra utilizada.

“La mayor advertencia es que nuestros datos hasta ahora provienen solo de muestras de estudiantes universitarios“, explicó Dibble. “Podríamos esperar que la actividad de tener a alguien en espera sea más común entre las personas más jóvenes, pero es posible que las personas en relaciones a largo plazo hagan algo similar, aunque en menor medida. Hemos recibido comentarios anecdóticos de personas casadas que dicen que pueden nombrar a otra persona con la que probablemente terminen en caso de que su cónyuge muera. Así que definitivamente queremos explorar este tema con personas mayores y con relaciones a largo plazo”.

Tampoco sabemos mucho sobre qué tipo de cosas dice la gente a sus “por si acaso”. Sabemos que la comunicación es necesaria para mantenerlos en el tiempo. Es decir, sabemos que la gente hará un gran esfuerzo para avivar las brasas y mantener el entusiasmo (y, en general, las personas solteras serán más agresivas que las personas con una relación). Pero no sabemos lo que dicen. Esto es interesante porque, ¿qué tipo de mensaje elaboras para mantener a alguien lo suficientemente cerca como para mantener la atracción, pero no tan cerca como para provocar algo más? ¿Cómo son estos mensajes que mantienen a alguien en una especie de estado intermedio?”.

“También nos preguntamos qué tan apegados están las personas a sus relaciones, así como también lo que podría significar perder el control”, dijo Dibble. “La investigación muestra, por ejemplo, que quedarse fuera de un juego de ordenador se registra como dolor real en el cerebro. Si un “por si acaso” se vuelve repentinamente no disponible (por ejemplo, el estado de Facebook cambia de “soltero” a “en una relación”), ¿eso se registra de manera similar en la fisiología?. ¿Nos causaría dolor?”.

Investigaciones previas realizadas por Dibble sugieren que una persona que tiene una serie de “por si acaso” puede seguir comprometida con su relación romántica actual.

“La gente tiene sentimientos diferentes sobre todo este asunto de mantenerse en contacto con posibles parejas, y si daña nuestras relaciones. De hecho, la teoría bien establecida nos llevó a predecir, en un estudio anterior, que cuantas más personas tuvieras en la recámara, menos comprometido estarías con tu pareja “, explicó. “Pero esto no fue lo que sucedió. Para nuestra sorpresa, no encontramos que no había ninguna asociación entre ambas realidades. Lo que significa que el simple hecho de saber que “por si acaso” no indica nada acerca de cuán comprometidos están con su pareja. Esta investigación todavía está en sus primeras etapas, pero aún no vemos datos que indican que haya que hacer sonar alarma general”.

“Parece que las posibilidades del romance humano van mucho más allá de las citas y el matrimonio en el sentido tradicional. Los “por si acaso” no son nuevos ni propios de la era digital (¿recuerdas la agenda negra?), pero los investigadores están empezando a estudiarlos ahora. Al ser inherentemente ni buenos ni malos, los “por si acaso” pueden ser otro aspecto de la conexión humana que sirve al objetivo más grande de ayudar a la gente a encontrar a alguien especial y desarrollar relaciones satisfactorias“, agregó Dibble.

“Aprender más sobre este tema puede ayudarnos a aprender más acerca de cuáles son las amenazas reales en nuestras relaciones y dónde no debemos preocuparnos tanto. Nuestro objetivo, como siempre, es ayudar a las personas a aprender a desarrollar los tipos de relaciones en las que pueden sentirse felices y realizados”.

También te interesará...

Caída del cabello

¿Por qué salen calvas?

Comparte en: La alopecia de las mujeres está caracterizada por una pérdida de densidad capilar en las zonas más

Read More...
Las siesta perfecta

Dormir más puede frenar los antojos de azúcar, de verdad

Comparte en: ¿Eres de las que se despiertan en medio de la noche a comer una galleta o un

Read More...
Qué regalar junto a un libro

¿Qué regalar junto a un libro?

Comparte en: Se acerca el Día del Padre o el cumpleaños de tu progenitor y ya tienes claro que le

Read More...

Deja tu comentario:

Tu e-mail no será publicado.

Mobile Sliding Menu