• Buscar
×

¿Es cierto que los hombres se masturban más que las mujeres?

¿Es cierto que los hombres se masturban más que las mujeres?

¿O solo es que no tienen problemas en reconocerlo? ¿Hay mucho tabú todavía en torno a la masturbación femenina?

Índice

¿Los hombres se masturban más?

Diversos estudios realizados sobre este tema muestran que las diferencias entre hombres y mujeres en cuanto a la masturbación cada vez son menores. Así, una encuesta de la empresa de preservativos Trojan refleja que el 71,5% de las mujeres de entre 25 y 29 años se ha masturbado durante el año pasado y también lo ha hecho el 46,5% de las que tienen entre 60 y 69 años. Las mayores de 70, lo han hecho un 32,8%. Lo que muestra que la sexualidad no disminuye tanto como pensamos con la edad.

Otro estudio de la Encuesta Nacional de Salud y Comportamiento Sexual (NSSHB por sus siglas en inglés) de hace unos años, en el que participaron casi 6.000 estadounidenses de entre 14 y 94 años, reflejaba que, un 93,4% de hombres de 30 años se había masturbado al menos alguna vez en su vida; frente a un 80,3% de mujeres. Datos muy similares, lo que muestra que las diferencias en este tema están desapareciendo.

Y un tercer estudio de los sociólogos de la Universidad de Chicago, demostró que únicamente 4 de cada 10 mujeres (38%) se masturbaron durante el año anterior a las entrevistas, mientras que en los hombres la proporción fue de 6 de cada 10 (61%).

No obstante, todavía hay bastantes mujeres que piensan que masturbarse es malo y se sienten avergonzadas de hacerlo, por lo que no lo reconocen y lo ocultan, lo que hace que este tipo de estudios no sean totalmente realistas. La educación sexual restrictiva que seguimos recibiendo hace que los hombres puedan vanagloriarse de sus proezas sexuales, mientras que las mujeres tienen que ocultarlas bajo riesgo de parecer unas “guarras”.

Si preguntas a las mujeres de tu entorno, la mayoría dirá que nunca se masturba, aunque realmente muchas de ellas lo hagan a menudo o, al menos, lo hayan hecho más de una vez en su vida. Pero no nos atrevemos a confesarlo.

Además, muchas personas siguen pensando que, si una mujer tiene pareja y se masturba sola, es que está insatisfecha sexualmente. Pero no siempre tiene por qué ser así. Puede que le encante tener relaciones sexuales con su pareja, pero que también le guste, de vez en cuando, disfrutar de sí misma en soledad y darse placer.

Hay mujeres que se masturban 3 veces a la semana, otras menos, y otras que no lo hacen nunca, independientemente de que tengan pareja o no. Como en tantas cosas de la vida, esto depende de muchos factores y no todas actúan igual.

Lo importante es comprender que la masturbación es algo natural. ¿Quién no recuerda la primera vez que sintió algo al rozarse con las sábanas, tocarse o darse con la ducha? Por lo tanto, no hay que tener vergüenza de masturbarse ni hay que verlo como algo malo o prohibido.

Beneficios de la masturbación

No obstante, para aquellas que aún no se hayan decidido a disfrutar de su sexualidad sin pareja, estos son los beneficios de la masturbación:

- Aumenta los niveles de oxitocina, la hormona responsable del amor.

- Refuerza el sistema inmunológico, liberando hormonas como el cortisol, que mejoran nuestras defensas.

- Ayuda a conocer mejor el propio cuerpo y lo que nos hace disfrutar, lo que puede mejorar nuestra vida sexual, tanto en pareja, como solas. Antes de proder disfrutar el sexo con otro y llegar al orgasmo en pareja, es necesario saber qué nos excita y cómo logramos llegar al clímax, ya que no todas las mujeres llegan igual. Algunas son vaginales, mientras que otras son clitorianas.

- Reduce las infecciones del tracto urinario al ayudar a eliminar las bacterias del mismo.

- Las personas que están en contacto con su propia sexualidad tienen más confianza y son mejores amantes.

- Reduce el estrés ya que, al llegar al orgasmo, el cuerpo libera serotonina, una de las llamadas hormonas de la felicidad, que nos ayudan a reducir los niveles de cortisol (la hormona del estrés) en la sangre.

- Favorece el sueño y el descanso al liberar prolactina tras el orgasmo, que nos ayuda a relajarnos.

- Alivia los dolores menstruales al hacer que el útero se contraiga y la sangre menstrual salga antes.

- Mejora la autoestima y nos hace sentir mejor. El orgasmo libera endorfinas, dopamina, serotonina…, las hormonas de la felicidad.

- Ayuda a ejercitar los músculos del suelo pélvico, evitando problemas habituales como la incontinencia.

Fuente:

Berman Laura; Berman Jennifer (2005), Solo para mujeres, Espasa Calpe

Lauren Streicher, Sex Rx: Hormones, Health, and Your Best Sex Ever.

Redacción: Irene García

¿Te ha gustado? 0

También te puede interesar