¿Cuándo se recomienda tomar magnesio?

En Salud
¿Cuándo tomar magnesio?
Comparte en:

Como todas sabemos, el magnesio es un nutriente que nuestro cuerpo necesita para estar sano. De hecho, es fundamental para muchos procesos que nuestro cuerpo realiza. Una de las funciones del magnesio es que regula la función de los músculos y del sistema nervioso, pero también regula los niveles de azúcar en la sangre y la presión sanguínea.

En la mayoría de los casos, la carencia de magnesio responde a una dieta algo inadecuada, que no contiene la suficiente cantidad de alimentos ricos de este mineral, pero en otros casos responde básicamente a la dificultad que muchas personas tienen para absorberlo. Lo que la mayoría de los expertos recomienda es que si se debe tomar una suplementación de este nutriente se haga siempre por la mañana a primera hora, con el estómago vacío. De esta manera, se conseguirá facilitar el trabajo al intestino delgado, principal responsable de la absorción.

El magnesio es necesario para más de 300 funciones bioquímicas del cuerpo. Este macromineral brinda el soporte necesario a un sistema inmunitario saludable, mantiene constantes los latidos del corazón y ayuda a que los huesos permanezcan fuertes. Y a pesar de que el déficit de magnesio es poco frecuente debido a que existe una gran cantidad de alimentos que lo contienen, este puede originarse a causa de una deficiente absorción del mineral.

Hay que evitar tomarlo por nuestra cuenta y esperar a acudir a alguna revisión con el médico y sea él quien pueda decirnos si realmente necesitamos un suplemento de magnesio. De hecho, hay que tener un especial cuidado con la dosis porque un consumo demasiado elevado de este puede acarrear algunas consecuencias. Por ejemplo, tomar una cantidad que no pueda ser absorbida de manera adecuada por el intestino delgado hará que las moléculas de este mineral lleguen cargadas de agua al intestino grueso, originando un ablandamiento de heces y, posteriormente, una diarrea.

La diarrea es un trastorno gastrointestinal que se caracteriza por un aumento de las deposiciones acompañada a su vez de una diminución de su consistencia. Esta puede durar pocos días o varias semanas, pero esto depende de cada persona. Entre las causas que originan la diarrea están, sin duda, la gastroenteritis vírica epidémica, la ingesta de algunos alimentos, y algunos medicamentos como los antibióticos, los fármacos quimioterápicos o los laxantes con magnesio que pueden llegar a causarla como un efecto secundario.

Pero entonces ¿puede ser el magnesio perjudicial?

El magnesio que naturalmente se encuentra en los alimentos es totalmente inocuo y no haría falta limitar su consumo. Las personas sanas eliminan su exceso gracias a los riñones y a través de la orina. Pero en referencia ya a los suplementos dietéticos y los medicamentos su consumo sí deberá ser limitado, salvo recomendación médica.

No obstante, es importante saber que, salvo por norma general, la deficiencia de magnesio no suele ser demasiado habitual, salvo que una persona siga una dieta inapropiada, desequilibrada o demasiado restrictiva en cuanto al aporte de calorías. ¿Cuáles son las consecuencias que pueden originarse por el déficit de magnesio? Algunos síntomas como los calambres, los espasmos o la presión arterial baja y la debilidad muscular suelen ser los más comunes en las personas que tienen déficit de magnesio.

No obstante, es importante tener en cuenta también que tener calambres no siempre indica falta de magnesio y sí, es importante referirnos a este tema porque son muchos, sobre todo algunos deportistas, los que creen que los calambres siempre son debidos a la falta de magnesio, pero se equivocan pues, aunque suele ser lo más habitual, hemos de saber que los calambres también pueden producirse por la falta de otros minerales importantes en la contracción muscular como es el potasio o el calcio.

Pero ¿por qué es tan importante?

El magnesio es el cuarto mineral más abundante en nuestro cuerpo humano, es además un importante electrolito y más del 99% del magnesio presente en el organismo se encuentra en los huesos, en los tejidos blandos no musculares, en los músculos y también en la sangre. Además, el déficit de magnesio se ha estado relacionando también con diversos trastornos cardiacos, neuromusculares, nerviosos y numerosas enfermedades crónicas como la diabetes, el Alzheimer y las enfermedades del corazón.

Beneficios del magnesio

– Previene la diabetes tipo 2

Aumenta el rendimiento físico

– Regula la tensión

– Reduce el riesgo de migrañas

– Tiene propiedades antiinflamatorias

– Combate la depresión

– Alivia los síntomas del síndrome premenstrual

Finalmente, hay que recordar que la cantidad de magnesio que precisa un organismo depende de muchos factores, pero el mejor momento para tomarlo siempre es en ayunas y durante las comidas a través de los alimentos.

Pero ¿cuánto magnesio necesita nuestro cuerpo realmente? La cantidad de magnesio que cualquier cuerpo necesita depende básicamente de dos factores: la edad y el sexo. Según el National Institutes of Health, el grupo de instituciones del gobierno de Estados Unidos, las cantidades promedio recomendadas por día en miligramos son las siguientes:

Alimentos que más magnesio contienen

Lo ideal, por tanto, es incluir el magnesio en la dieta y no tener que andar con suplementos dietéticos que en la mayoría de las ocasiones no hacen falta. De hecho, según algunos expertos no debería ser necesario tomar suplementos de magnesio si comemos la cantidad de vegetales y frutas que nuestro cuerpo necesita. ¿Cómo lo haremos? Comiendo una serie de alimentos que contienen una gran cantidad de magnesio:

– Verduras de hoja verde: espinacas, col rizada.

– Frutas: higos, aguacates.

– Legumbres: fríjoles negros y garbanzos.

– Verduras: brócoli, alcachofas, espárragos.

– Mariscos: salmón, atún.

– Granos integrales: arroz integral, avena.

Ahora sí, ya sabes todos los beneficios que el magnesio aporta a tu organismo y también los alimentos en los que hay gran cantidad de este nutriente.

Fuente:

“Datos sobre el magnesio” https://ods.od.nih.gov/pdf/factsheets/Magnesium-DatosEnEspanol.pdf

También te interesará...

cada cuánto hacer una citología

¿Cada cuánto hacer una citología?

Comparte en: Lo primero que una mujer debe saber es la definición exacta del concepto de citología. La citología

Read More...
Ideas para guardar zapatos

Ideas para guardar zapatos

Comparte en: Lo sabemos… a lo largo de todos estos años has acumulado más zapatos en tu armario que

Read More...
Matrimonio feliz

En la riqueza y en la pobreza: las finanzas del matrimonio

Comparte en: El dinero es un asunto muy importante dentro de un matrimonio. Así, las parejas casadas a largo

Read More...

Deja tu comentario:

Tu e-mail no será publicado.

Mobile Sliding Menu