• Buscar
×

¿Cómo mantener joven el cerebro?

¿Cómo mantener joven el cerebro?

El cerebro ¡qué parte tan importante del cuerpo y qué poca importancia le damos! Sí, puede parecer algo iluso, pero es la realidad. De hecho, el cerebro es un órgano que centraliza la actividad del sistema nervioso, un órgano no solo vital para nosotros sino también un elemento tan misterioso como fascinante y complejo al que además hay que intentar mantener joven el máximo tiempo de nuestra vida, pero ¿cómo? Te lo contamos en este artículo…

Índice

Se puede "entrenar" al cerebro para que se mantenga jóven

Nuestro cerebro es uno de los órganos más complejos del cuerpo humano. Forma parte del Sistema Nervioso Central (SNC) y, aunque pesa poco más de un kilo y medio, va a recibir aproximadamente un 25% de la sangre total que bombea el motor de nuestro organismo que es el corazón. Está protegido por el cráneo y por un líquido transparente cefalorraquídeo que va a evitar tanto las afecciones físicas como las inmunológicas. De este va a depender, además, la capacidad de dictaminar todas esas órdenes que regulan el cuerpo humano. Y no, aunque de forma completamente errónea se catalogue como un músculo, no lo es. De hecho, el cerebro no está formado por células musculares sino más bien por millones de neuronas que van a permitir regular todas y cada una de las funciones tanto del cuerpo como de la mente.

Y sí, existen también algunos cursos en los que poder mantener joven al cerebro. Cursos especialmente dedicados a enseñarte a aprender y no a memorizar como tantas veces de pequeños hemos hecho en el colegio para aprendernos la lección. No, más bien nos enseñan a saber aprender, a aprender adecuadamente desarrollando algunas habilidades que ni siquiera sabíamos que teníamos. Habilidades que pueden enseñarnos un camino mucho más fácil. Cursos, además, válidos para todos y aptos para todas las edades. ¿Has notado con la edad que tu cerebro no está igual? ¿Te cuesta cada vez más acordarte de algo o aprender ciertas cosas?

En muchas ocasiones pasa que muchas mujeres que ya han atravesado la barrera de los veinte, la de los treinta e incluso la de los cuarenta comienzan a preocuparse porque ya han pasado casi media vida y no han conseguido, por ejemplo, estudiar para un examen, aprender un nuevo idioma o apuntarse a algún curso. Quizás por el pensamiento erróneo de que ya son mujeres algo mayores, que ya no son tan jóvenes como cuando tenían 20 años y pensaban en comerse el mundo y hacer cada día una cosa, pero lo cierto es que esas trabas solamente se las ponen ellas mismas, la realidad es otra.

¿Por qué no puedes estudiar con cuarenta años inglés? ¿Por qué no puedes tener más de 50 y sacarte el carnet de conducir? ¿Por qué no puedes estar jubilada e ir a clases de spinning?

El NO os lo ponéis vosotras solas, recordadlo siempre, y recordad también que es un gran error que lo hagáis. No hay nada que alguien os pueda impedir a no ser que vosotras mismas lo hagáis, entonces sí, entonces ahí será imposible. Estos cursos de los que hablábamos son precisamente para eso, para ayudarte a entender que puedes aprender y estudiar lo que quieras en el momento de la vida que tú desees. Te ayudan a utilizar las herramientas adecuadas para lograr aprender un idioma, por ejemplo, en mucho menos tiempo del que tú pensabas. Te demuestran que puedes estudiar lo que quieras: un curso, un máster, una carrera o un nuevo idioma, y en el periodo de tiempo que tú desees.

Uno de ellos es el curso Genius, que se centra en impartir un método de aprendizaje personalizado. Aprender de una forma más rápida, mucho más organizada y sin distracciones y agobios de cualquier tipo. Este curso se centra en preparar y liberar a sus alumnos. Les va a ayudar a concentrarse, a tener más ganas de estudiar lo que se han propuesto, a gestionar el tiempo de una manera más eficaz y también, por supuesto, a preparar y realizar un examen o una presentación adecuada, a dejar de tener miedo a que algo se olvide… Donde los profesionales van a abogar por adquirir nuevas técnicas de aprendizaje en todos sus alumnos estudiantes y que logren sus metas en un periodo de tiempo mucho más breve.

 

Poner a prueba la memoria 

No solamente estos cursos van a hacerte mantener el cerebro joven pues existen otras herramientas indispensables para mantener joven a tu cerebro y hacer memoria es una de ellas. Tanto hacer memoria como las funciones cognitivas nos van a garantizar sin lugar a duda un cerebro a pleno rendimiento. ¿Quieres saber por qué? Pues bien, debes saber que memorizar pasajes, poesías o canciones a lo largo de los años es una forma bastante efectiva de hacer que tu cerebro sea al menos más receptivo en cuanto a memoria se refiere. Y no, no se trata de memorizar un libro entero, pero en el día a día sí intentar memorizar números de teléfono, fechas de cumpleaños, etc. Por suerte, existen algunos ejercicios fáciles de hacer para poner a prueba tu memoria. Uno de ellos es hacer una lista y memorizarla, después intenta averiguar cuántos elementos de esa lista recuerdas o dibuja un mapa de memoria. Después de regresar a tu casa tras volver de un viaje ¿por qué no intentas dibujar un mapa del área por la que has estado?

Pon a prueba tu memoria y tu cerebro te lo agradecerá…

¿Y qué hay del ejercicio físico?

Ya, sabemos que no es ninguna novedad. De hecho, prácticamente todo el mundo sabe que una rutina adecuada de ejercicio físico va a ayudar a que el cuerpo envejezca en mejores condiciones y el cerebro va intrínseco ¿no? Son varios los estudios, además, los que ya apuntaron en su día la idea de que la actividad física y el ejercicio en general resulta muy pero que muy beneficioso para el cerebro. Este, además, supone el 2% del peso corporal solamente y consume el 20% de la energía que nuestro cuerpo va a utilizar en forma de glucosa. Además, esta mejora la salud cardiovascular y ayuda a mantener en forma el aporte de nutrientes y oxígeno al cerebro.

¿Y del sexo?

Sí, podemos decir que el sexo mejora la actividad cerebral, o eso es al menos lo que nos aseguran en algunos estudios. Dos de ellos, realizados en las universidades de Holanda y Estados Unidos concluyeron que, efectivamente, tener relaciones sexuales además de optimizar la actividad del cerebro controla el estrés. Según los científicos, tener sexo frecuentemente aumenta la actividad y el rendimiento del cerebro. Tras realizar una serie de pruebas de pensamiento crítico a algunos voluntarios, los expertos pudieron concluir que las personas que estaban sexualmente excitadas y que se encontraban sexualmente satisfechas obtenían mejores resultados que aquellas que no.

Y, por último, la alimentación

Una correcta alimentación va a garantizar un cerebro a pleno rendimiento. Sabemos y somos plenamente conscientes de que la dieta, al menos la de Occidente, es bastante rica en grasas y cuenta con muchísimas calorías. Todo este aporte calórico va a favorecer la lesión oxidativa y las enfermedades neurológicas. Por eso, cuando alguien quiere prevenir los efectos negativos deberá reducir las grasas de su dieta diaria al menos a un 15 o 20% de la dieta y limitar así el consumo de calorías. Algo que suele ser muy recomendable es tomar un suplemento de omega 3, gran aliado, por supuesto, de la salud cognitiva y cerebral.

¡Tu salud es importante, y cuidar tu cerebro e intentar mantenerlo siempre joven también! Haz caso a estos consejos y notarás cómo cada día tu cerebro está en plena forma.

¿Te ha gustado? 0

También te puede interesar