• Buscar
×

8 cosas curiosas que no sabías sobre tu período menstrual

8 cosas curiosas que no sabías sobre tu período menstrual

La regla forma parte de nuestra vida desde la pubertad hasta la menopausia, es decir, unos 40 años de vida. Sin embargo, se convierte en algo tan cotidiano que apenas reparamos en una serie de características y circunstancias que se repiten mes tras mes.

Índice

Curiosidades sobre la regla

La regla o periodo menstrual viene, en mujeres sanas, que no están embarazadas y que son regulares, todos los meses, cada 28 días más o menos. Durante 40 años, esto supone unas 450 reglas aproximadamente en toda tu vida. Por eso, acaba convirtiéndose en algo rutinario a lo que solo prestamos atención si nos provoca mucho dolor o molestias.

Sin embargo, es curioso como en casi todas las mujeres se dan una serie de características similares cada vez que tienen el periodo.

1. Mantita y sofá

Aunque te venga la regla, tú debes seguir con tu rutina diaria e ir a trabajar, a la universidad o donde te toque, independientemente de lo molesta que te sientas y de que solo te apetezca tumbarte en el sofá y taparte con una manta. Esto se debe a que, cuando el cuerpo experimenta una temperatura superior a 40 grados, activa los receptores del calor bloqueando el efecto de los receptores del dolor. Por eso, cuando estamos enfermos o nos duele algo, nos sentimos mejor tapados con una manta y calentitos.

Otra opción para las incomodidas de la regla es tomar un buen baño o un analgésico. 

2. Un té, por favor

Las abuelas siempre solucionaban los dolores con una manzanilla (para el dolor de cabeza, de estómago, durante el período…). Y es cierto que es un remedio eficaz ya que la manzanilla consigue aumentar los niveles de glicina, sustancia que actúa como un relajante y además mengua los espasmos musculares.

3. ¿A nuestras hormonas les gusta la rutina?

Aunque no sintamos todos los meses los mismos síntomas cuando nos viene el periodo, no se debe a que tengamos más o menos hormonas o a que estas estén más o menos guerreras. Las hormonas siguen un patrón muy predecible que se repite todos los meses, aunque lo notemos de manera distinta por diversos motivos externos: estrés en el trabajo, otras enfermedades, etc.

4. ¿Por qué nos apetece chocolate estos días?

No es solo gula, tiene una explicación. Durante los días del período nuestro cuerpo tiende a retener más agua (de ahí que a veces nos sintamos hinchadas), y el chocolate negro tiene alto contenido en potasio que contribuye a que se regulen los niveles de sodio, haciendo que retengamos menos líquidos y, por tanto, eliminando la hinchazón.

5. ¿Por qué a veces nos sentimos desganadas?

Cuando tenemos el período nuestras hormonas están al mínimo. A medida que pasa la regla reaparece el estrógeno y la testosterona en nuestro cuerpo y comenzamos a sentirnos más animadas. La semana después de tener el período se disparan nuestros niveles hormonales hasta llegar a la cumbre aproximadamente 14 días después, por lo que es habitual que esos días, por contra, tengamos muchas ganas de salir y hacer cosas.

6. ¡Las copas menstruales son una solución perfecta!

Las copas menstruales permiten estar 12 horas sin necesidad de estar pendiente de la regla. Algunas están fabricadas con silicona quirúrgica ultra suave que hace que sea súper suave cuando nos la ponemos y quitamos.

Puede parecer que no son cómodas, pero todas las mujeres que las han probado afirman que son muy cómodas de colocar y usar. Además, son ecológicas y ahorran dinero. 

7. Aumento del apetito sexual

Aunque tradicionalmente se ha considerado que los días de mayor apetito sexual son los días fértiles, hay muchas mujeres cuyo apetito es mayor mientras tienen la regla. ¿Por qué? Quizá por la “congestión pélvica” (acumulación de sangre en la zona pélvica) que puede crear una sensación parecida a la excitación sexual.

No hay ningún inconveniente en practicar sexo durante estos días, de hecho, hasta puede reducir las molestias asociadas a la regla. Si el problema es la higiene, coloca unas toallitas. 

8. ¿No puedes dormir?

Antes de que nos baje el período es común que se reduzcan los niveles de progesterona en nuestro cuerpo, hormona que nos ayuda a conciliar el sueño, por lo que es normal que algunas mujeres experimentan dificultades para dormir…

Mitos en los que ya no creemos (afortunadamente) 

Durante años, la regla ha sido un tema tabú del que no se podía hablar y al que estaban asociadas muchísimas ideas negativas que, afortunadamente, se han ido desterrando. Por ejemplo, se pensaba que las mujeres no se podían bañar en los días de la menstruación, cuando es justo lo contrario, hay que aumentar la higiene en esos días para evitar infecciones.

Además, se pensaba que la mayonesa se cortaba si la mezclaba una mujer con la regla. Otras ideas estúpidas que se tenían sobre el tema era que podían arruinar una cosecha o cortar la leche de los animales. Por eso, se las solía encerrar en esos días y no se les permitía hacer nada. 

Antiguamente también se creía que la sangre menstrual podía curar los dolores de cabeza, gota, hemorroides, verrugas o marcas de nacimiento. Además, la primera regla de una chica virgen era muy preciada porque se decía que curaba las plagas.

Pero también era un signo de mal augurio.

Estos tabúes o falsos mitos existen en todas las culturas. Por ejemplo, los japoneses pensaban que altera el gusto, por esta creencia popular las mujeres no pueden cocinar shushi mientras están en esos días pues, se considera que afecta de manera negativa al sentido del gusto.

En resumen, todo falso, no hay nada que no puedas hacer en esos días ni implica nada más que estás sana y en tu época fértil. 

¿Te ha gustado? 0

También te puede interesar