10 beneficios de donar sangre

En Salud
Beneficios de donar sangre
Comparte en:

Donar sangre no solo es bueno para los demás ya que puede salvar la vida de otras personas, sino que también es bueno para ti ya que ofrece ciertos beneficios físicos y emocionales que te harán sentirte mejor por dentro y por fuera. ¿Quieres conocerlos?

En algunos países, como Estados Unidos, a pesar de que se paga a la gente por donar sangre, apenas el 10% de la población que puede donar sangre lo hace. Sin embargo, otros países, como España, donde donar sangre es gratuito, tiene una de las mejores tasas de donantes de todo el mundo. Así, son muchos los mayores de 18 años que se acercan hasta los puestos de donación móviles o los hospitales para donar su sangre porque, hasta el momento, la sangre no se puede replicar, por lo que es necesario tener sangre suficiente en todos los bancos de sangre para poder hacer frente a las demandas de esta ante operaciones, accidentes, etc.

Y es que todas las personas son capaces de producir más sangre, por lo que, salvo en casos contados, donar sangre no solo no es malo para la salud ni causa ningún problema, sino que es bueno a muchos niveles.

1- Equilibra los niveles de hierro en sangre

Un exceso de hierro en sangre puede ser malo y es mucho más común que la deficiencia de este mineral (especialmente en hombres ya que la menstruación es otra forma de equilibrar los niveles de hierro). Diversos estudios han demostrado que las mujeres que todavía tienen la regla tienen menos posibilidades de sufrir un ataque al corazón debido a los niveles más bajos de hierro en sangre. Por eso, donar sangre es bueno para evitar las enfermedades cardiovasculares ya que equilibra los niveles de hierro en sangre. Al igual que las mujeres premenopáusicas, los donantes de sangre tienen un 88% menos de probabilidades de sufrir un ataque cardiaco ya que sus reservas de hierro disminuyen al donar, y las reservas altas de este mineral son un factor de riesgo para el infarto agudo de miocardio.

Un estudio publicado en 2013 en American Journal of Public Health afirmaba que los medicamentos que reducen el colesterol con estatinas mejoran los resultados cardiovasculares al contrarrestar los efectos del exceso de hierro que propicia la inflamación. Por lo tanto, donar sangre, que también reduce el hierro, podría tener el mismo efecto.

2- Mejora el flujo sanguíneo

Una mala alimentación, fumar, el estrés o el colesterol alto espesan la sangre y hacen que esta circule peor, lo que puede causar problemas cardiovasculares o accidentes cerebrovasculares. Además, la sangre muy espesa o hipercoagulada contribuye a los procesos de inflamación. Donar sangre 3 o 4 veces al año puede hacer que la sangre circule mejor, evitando los coágulos y los problemas derivados de estos.

3- Consigues una revisión médica

Antes de donar sangre se revisa la tensión, el pulso y los niveles de hemoglobina para comprobar que son correctos para poder donar sangre. Además, la sangre se analiza posteriormente para detectar posibles enfermedades infecciosas como VIH, hepatitis B y C, sífilis, etc. Y estos resultados te llegan a casa, por lo que podrías saber si padeces o no alguna de estas enfermedades.

4- Ayuda a quemar calorías

Una donación de sangre quema unas 650 kilocalorías, con lo que te ayuda a perder peso. Sin embargo, no puedes usarlo como método habitual de adelgazamiento ya que solo se puede donar cada dos o tres meses.

5- Favorece la eliminación de sustancias nocivas

Donar sangre nos puede ayudar a cambiar sustancias nocivas en la sangre por otras. Por ejemplo, si tienes el colesterol alto, conseguirás bajar tus niveles ya que el colesterol bueno se regenera más rápido que el malo. Si lo acompañas de una dieta sana, podrás ver cómo el colesterol malo baja.

6- Reduce el riesgo de cáncer

Según un estudio publicado en “Journal of the National Cancer Institute”, el hierro elevado incrementa el daño de los radicales libres en el cuerpo y, por lo tanto, aumenta el riesgo de cáncer y envejecimiento prematuro. Como hemos visto, donar sangre equilibra los niveles de este mineral, lo que puede disminuir el riesgo de desarrollar cáncer.

7- Aumenta la esperanza de vida

Según un estudio, las personas que donan sangre de manera altruista tienen un riesgo significativamente menor de mortalidad cuatro años después. Esto está relacionado con las ganas de ayudar a los demás que disminuyen el estrés y la ansiedad en las personas.

8- Aumenta la empatía

El acto de donar sangre y, por lo tanto, ayudar a los demás, hace que se produzca oxitocina, la hormona del placer, lo que activa nuestro mecanismo de recompensa y nos hace sentir mejor. Cada vez que ayudamos a otra persona, nuestros niveles de esta hormona aumentan hasta un 80%, lo que nos hace querer ser más generosos y solidarios en el futuro. Además, aumenta nuestra empatía y fortalece nuestros vínculos con el resto de la humanidad. También promueve la tolerancia y el respeto ya que se dona sangre para ayudar a cualquier persona que la necesite, sin hacer distinción entre razas, etnias o género. El fin último es ayudar y salvar vidas.

9- Mejora tu autoestima

Saber que por un acto tan sencillo como tumbarse en una camilla 20 minutos puedes llegar a salvar tres vidas hace que nos sintamos mejor con nosotros mismos y mejore nuestra autoestima al saber que hemos hecho algo importante y valeroso.

10.- Resuelve conflictos internos

Cuando un familiar o allegado se encuentra hospitalizado o grave, ir a donar sangre durante la espera puede hacernos sentir mejor y pensar que todo va a salir bien. Si hasta este momento no habías donado porque te daba miedo o, simplemente, no te lo habías planteado, en ese instante tus conflictos internos se resolverán y donarás sin dudarlo por si tu sangre sirve para salvarle a él o a otro en una situación similar.

¿Quién puede donar sangre?

Todos los mayores de 18 años y menores de 65 pueden donar sangre. Además de la edad, tienen que cumplir otros requisitos como medir más de 1,5 metros, pesar más de 50 kilos, no estar enfermo ni haber ingerido ciertos medicamentos en los últimos días, no haberse realizado tatuajes o piercings en el último año, no drogarse, no haberse operado en los 3 meses anteriores ni estar embarazada. Con la regla sí se puede donar sangre siempre que los niveles de hemoglobina sean correctos.

Asimismo, las mujeres solo pueden donar un máximo de 3 veces al año y los hombres 4.

Fuentes:

http://psycnet.apa.org/psycinfo/

http://onlinelibrary.wiley.com/

http://hsm.sagepub.com/

http://www.who.int/

http://www.donasang.org

 

También te interesará...

Cómo elegir colchón

¿Cómo elegir un colchón?

Comparte en: A la hora de dormir plácidamente y descansar, el colchón es la parte más importante de una

Read More...
Por qué salen caries

¿Por qué salen caries?

Comparte en: Quizás lo primero que debemos hacer es definir el término, y es que no todo el mundo

Read More...
Beneficios de escribir

Pautas para escribir un libro

Comparte en: ¿Brújula o mapa? La autora Elisabeth Benavent es una de esas maravillosas autoras que están haciéndonos ver

Read More...

Deja tu comentario:

Tu e-mail no será publicado.

Mobile Sliding Menu